sobre-viajero

Muy a menudo escuchamos expresiones como: “los verdaderos entrenadores son los jugadores”, “los entrenadores continuamente aprendemos de los niños”, “el aprendizaje más interesante que pueden adquirir es entre ellos”… pero en la práctica todo queda en palabras bonitas que no van más allá.

La pasada temporada iniciamos un proyecto para hacer realidad estas ideas y queremos compartirlo con todos vosotros. Es una pequeña propuesta que dio grandes resultados y que queremos seguir poniendo en práctica de ahora en adelante.

Sin duda, consideramos que los jugadores son los protagonistas de su aprendizaje y que, poco a poco, van adquiriendo ideas y encajándolas del mismo modo que cuando juegan con piezas de Lego. ¿Pero os imagináis que sólo tuvieran piezas de un color y siempre de la misma medida? Sí, un aburrimiento. Pues esto es lo que pasa cuando los entrenadores nos consideramos los únicos capaces de aconsejar.

Es por eso que proponemos un intercambio de roles. El procedimiento es muy sencillo; habrá un sobre común que aleatoriamente irá pasando entre jugadores, cada semana a uno de ellos. El jugador que reciba el sobre se lo tendrá que llevar a casa, donde tendrá que invertir parte de su conocimiento y tiempo en posicionarse como entrenador. Tendrá que situarse como entrenador de sus compañeros y tendrá que pensar en el consejo que crea más imprescindible para ser buenos jugadores. Posteriormente, lo escribirá en un papel que meterá dentro del sobre. En la siguiente sesión tendrá unos minutos para hacer público su consejo y explicará las razones que hacen que éste sea importante para ser un buen jugador.

Si os animáis con el proyecto y veis que es provechoso para el equipo, podéis seguir más allá. Para los más valientes, proponemos que el niño o niña en cuestión sea vuestro compañero durante aquel entrenamiento, es decir, que el proyecto no se limite a decir el consejo sino a, realmente, actuar como entrenador durante una sesión.

Al principio puede parecer un poco absurdo, puede parecer que el jugador está perdiendo tiempo para mejorar, tiempo de práctica deportiva. Pero ¡ey!, pensadlo bien durante un minuto, vamos a ver algunos de los beneficios de este proyecto:

IMG-20160905-WA0000Mejorar el vínculo entre ellos. El hecho de tenerse que escuchar y aconsejar entre ellos favorecerá la cohesión de equipo.

IMG-20160905-WA0000Ser conscientes de los diferentes puntos de vista del baloncesto. En estas edades están apenas empezando a descubrir el mundo del baloncesto, poder hacerlo desde la visión del entrenador ampliará este abanico.

IMG-20160905-WA0000El entrenador puede conocer mejor a sus jugadores y viceversa. El hecho de ser compañeros por un día, y en cierto modo posicionarse a la misma altura dentro de la jerarquía permitirá a los dos conocerse mejor.

IMG-20160905-WA0000Motivación e ilusión. Sin duda, para ellos será un día especial, tanto cuando se los toque a ellos como a sus amigos.

IMG-20160905-WA0000Autocrítica. Les permite ver realidades y darse cuenta de errores que como jugador cuestan más de ver.

Cuando el sobre haya pasado por todos los jugadores y jugadoras tendréis un buen puñado de consejos que ayudarán a vuestros jugadores a ser mejores, ¡y no sólo como deportistas!

Os sorprenderíais de la ilusión que les hace ser entrenadores y de las brillantes ideas que tienen. ¡Animaos!

pdflogo
¿Te ha gustado? ¡Descárgatelo en PDF!